Conmemoración oficial de los 50 años de la Revolución de Abril de 1965

Escena de la Guerra de AbrilSANTO DOMINGO.- El presidente Danilo Medina creó mediante el decreto número 492-14 la Comisión Nacional para la Conmemoración del 50 Aniversario de la Gesta Patriótica de Abril de 1965, con el fin de que se efectúe “con el mayor esplendor posible”.

El decreto, emitido el 30 de diciembre y firmado por el presidente Medina, precisa que la Comisión “preparará, organizará y coordinará las publicaciones que estime necesarias, y los actos y festejos apropiados que tendrán lugar a lo largo del año dedicado a honrar la memoria de quienes lucharon denodadamente en defensa de la Constitución, la democracia y la soberanía nacional”.
De igual modo, el decreto indica que el Poder Ejecutivo, a través del Ministerio Administrativo de la Presidencia, dispondrá de las medidas necesarias para la ejecución de las actividades que acuerde efectuar la Comisión.
En su artículo 1, el decreto especifica que la Comisión estará integrada por los ministerios de la Presidencia, Defensa, Educación y Cultura, y la Comisión Permanente de Efemérides Patrias, que coordinará los trabajos ejecutivos.
También formarán parte el presidente de la Academia Dominicana de la Historia, el director del Archivo General de la Nación, el rector de la Universidad Autónoma de Santo Domingo y un representante de las universidades privadas.
Asimismo, el doctor Anulfo Reyes, en representación de las Fundaciones Patrióticas; Francis Caamaño Acevedo, Arlette viuda Fernández Domínguez, el general Héctor Lachapelle Díaz, Euclides Gutiérrez Félix, el mayor general del Ejército Juan María Lora de León, Lorenzo Sención Silverio, Pedro Germosén Ureña, Rafael (Fafa) Taveras, Ramón Andrés Blanco Fernández, Jesús de la Rosa y Jaime Cruz.
En uno de sus considerandos, el decreto indica que la revolución constitucionalista de abril de 1965 constituyó un movimiento popular a través del cual el pueblo dominicano, tras 31 años de férrea tiranía, reclamó y defendió su legítimo derecho a vivir al amparo de un régimen democrático y de libertades públicas.
Otro considerando expresa que la causa principal que dio origen a esa revolución fue el clamor popular que desde hacía dos años demandaba el restablecimiento de la Constitución de 1963 y la restitución del Gobierno Constitucional del profesor Juan Bosch.
También se tomó en consideración que en el transcurso de la lucha cívico y militar que surgió como consecuencia del estallido, la intervención de fuerzas militares foráneas contribuyó a que la revolución se transformara en “guerra patria que, en adición al proyecto de restablecer la Constitución de 1963, las más puras esencias del pueblo dominicano se lanzaron a las calles a defender la soberanía nacional”.
El cuarto considerando expone que mientras se restablecía el Gobierno Constitucional de Bosch, los revolucionarios establecieron un Gobierno Constitucional en Armas, encabezado por el coronel Francisco Alberto Caamaño Deñó, a fin de garantizar los derechos y propiedades de la población civil y de defender la nación de los ataques de fuerzas extranjeras y sus aliados locales.
Por último, se tomó en consideración que la gesta constituye uno de los acontecimientos históricos de mayor trascendencia política de la historia dominicana del siglo XX, pues por un lado, implicó el inicio de una ruptura con el legado de la dictadura y por el otro, significó el inicio de una nueva etapa de la vida política, económica, social, cultural y artística de la nación.

Compartir:
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •