El silencio se impone en el asesinato de “Alexito”

El silencio se impone en el asesinato de “Alexito”

SANTO DOMINGO.- El silencio se impone en el asesinato de “Alexito”, a quien gatilleros motorizados sorprendieron en un negocio de comida rápida de la avenida Núñez de Cáceres, del Distrito Nacional.

“Alexito”, era el apodo de Miguel Ángel Hernández Suberví, de 30 años de edad, quien, sin mediar palabras, contó su padre, mataron de un solo disparo.

El crimen ocurrió alrededor de la 1:00 de la madrugada del pasado jueves en la avenida Núñez de Cáceres esquina Olof Palme, del Polígono Central.

Tenía residencia en la calle El Sol esquina Colón, en la frontera entre los barrios Buenos Aires y Duarte, de Herrera.

Llama la atención el silencio de las autoridades y los cautos que son los vecinos al referirse al tema.

Alejandro Hernández Calcaño, padre del joven, narró al periódico elcaribe.com.do que su hijo “Alexito”, hizo una parada para cenar junto con otros familiares en uno puestos de comida rápida ambulante de la referida zona, luego de salir de un juego de pelota en el estadio Quisqueya.

El adolorido padre considera que su hijo fue víctima de sicarios por el modo de operación de los gatilleros.

Dijo que su hijo Hernández Suberví estaba sentado en una silla cuando se le acercaron tres hombres a bordo de una motocicleta y sin mediar palabras le dispararon.

“Como esta nuestra sociedad yo mismo no sé qué decir, porque cuando es un atraco te llevan todas las prendas, dinero y los celulares. Ellos llegaron se desmontaron dos y el otro se quedó con el motor prendido, mataron a mi hijo y arrancaron sin decir nada, como si se tratara un ajuste de cuenta”, expresó Hernández Calcaño al referido portal.

“Hombre de bien”

En el sector Buenos Aires, Santo Domingo Oeste, donde residía la víctima, los vecinos definen a “Alexito” como un “hombre de bien”.

Dijeron que se dedicaba a trabajar mecánica automotriz de manera informal.

“Ese muchacho no se metía con nadie, ni tenia problemas con nadie, incluso si una gente necesitaba una medicina o un favor él se lo hacía”, dijo un vecino quien no quiso ser identificado.

Sus restos fueron sepultados el viernes en el cementerio Cristo Redentor.

El silencio se mantiene, sin que se conozca quien mató o quien o quienes mandaron a matar a “Alexito”.

Compartir:
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •