PLD cambia o muere

Por Alberto Quezada

alberto quezada opinion okEl  éxito electoral del Partido de la Liberación Dominicana en los últimos 20 años de vida democrática en la República Dominicana  se sustentan en  tres factores fundamentales.

En primero de esos factores es  la  consistente   estabilidad macroeconómica  mantenida en sus diferentes gestiones gubernamentales, la cohesión partidaria y el debilitamiento  de la oposición política.

Pero que acontece,  como  en la vida de los hombres  y las sociedades todo es dialectico,  nadie, absolutamente nadie;  puede pretender   que  los procesos sociales  y políticos deberán  permanecer  inalterable  por los  siglos de los siglos.

Digo esto  porque   en el partido de la estrella amarilla, fundado por el profesor Juan Bosch en 1973,  hay una resistencia absurda en muchos de sus dirigentes importantes  a entender que estos son otros tiempos, y que estos tiempos traen consigo  nuevas cosas por la misma dialéctica de que hablamos.

Por ejemplo,   algo que tiene que entenderse  en ese partido político es que este nuevo movimiento de militancia ciudadana que se expresa   en las calles reclamando el fin de la corrupción y la impunidad   es  parte  de un inevitable  fenómeno social   que  experimenta  el mundo y que la sociedad dominicana no está exenta.  

Asimismo, tiene que sacarse de la cabeza que  todo lo bueno que haya realizado hasta ahora en beneficio del pueblo dominicano no será considerado  eternamente  como bueno y que por éstas razones debe permanecer en el poder  eternamente.  También,  debe tener pendiente  como parte de esos cambios de que hablamos y  que no se ha entendido en   esa organización política, la  nueva  estrategia  de destrucción diseñada  contra ellos mediante la confrontación de sus  dos principales líderes  Danilo Medina  y Leonel Fernández, atribuyéndosele   a uno y a otro  la autoría  del   Quirinazo, Odebrecht  y  el caso del ingeniero Diandino Peña.

Los que  dirigen y militan en el  Partido de la Liberación Dominicana tienen que comprender    que el contexto político y social  actual en el país y en el mundo es otro. Que para ellos es imperativo  cambiar , como lo han hecho  sus enemigos   históricos  nacionales y extranjeros  que lo quieren sacar del poder.  

El autor es periodista y magíster en derecho y relaciones internacionales. Reside en Santo Domingo. Quezada.alberto218@gmail.com

Compartir:
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •