Falleció en Jarabacoa Monseñor Fabio Mamerto Rivas

Fabio Mamerto Rivas
Falleció en Jarabacoa Monseñor Fabio Mamerto Rivas

SANTO DOMINGO.– Falleció la madrugada de este sábado en Jarabacoa, Monseñor Fabio Mamerto Rivas Santos, Obispo emérito de la Díócesis de Barahona.

Asumió como primer obispo de la Diócesis de Barahona en el año de 1976, convirtiéndose en una voz de los que no tienen voz.

Sus restos serán expuestos al pueblo de Dios a partir de mañana, domingo 12 de agosto a las 10:00 a.m., en la Parroquia María Auxiliadora de Jarabacoa.

El lunes 13, a las 10:00 a.m. se realizará la Misa de cuerpo presente, en la Parroquia María Auxiliadora de Jarabacoa.

Terminada esa celebración, los restos de Monseñor Rivas serán trasladados a sede de la Conferencia del Episcopado Dominicano en Santo Domingo, donde serán recibidos y expuestos durante una hora.

Posteriormente será trasladado a la Diócesis de Barahona donde se tendrán velados en la Catedral Santa Cruz de Barahona. El martes 14 de agosto a las 10:00 a.m. conforme al programa dispuesto por Monseñor Andrés Romero, obispo esa diócesis se tendrán las exequias y la sepultura en la Catedral Santa Cruz de Barahona.

El P. Inspector, la comunidad religiosa de la Residencia Salesiana de Jarabacoa, y los familiares de Mons. Rivas agradecen a todos las oraciones en sufragio de su alma. “Siervo
bueno y fiel, entra en el gozo de tu Señor” (Mt. 25, 21).

¿Quién fue Fabio Mamerto Rivas Santos?

Fabio Mamerto Rivas Santos nació en Cabirmota, La Vega, el 11 de mayo de 1932. Era miembro de la Congregación de Salesianos de Don Bosco.

El 17 de septiembre de 1949 ingresa al Aspirantado Salesiano de Jarabacoa con 17 años, siendo ordenado presbítero el 25 de marzo de 1965 en la Catedral Primada de América.

El 24 de abril de 1976, siendo director del Noviciado Salesiano en La Vega, fue nombrado primer obispo de la Diócesis de Barahona por el papa Pablo VI.

Recibió la consagración episcopal de manos del Cardenal Octavio Antonio Beras Rojas, el 28 de agosto de 1976, en la ciudad de Barahona y tomó posesión canónica de la nueva diócesis el mismo día.

A partir del año 2000 dirigía la Pastoral de Ecología y Medio Ambiente de la Conferencia del Episcopado Dominicano y estaba retirado, cuya residencia estaba fijada en el Aspirantado Salesiano de Jarabacoa.

Monseñor Rivas Santos se caracterizó por ser una persona que luchó y amó profundamente a la Región Enriquillo, compuesto por las provincias Pedernales, Barahona, Bahoruco e Independencia, ámbito de acción de la Diócesis.

Fue un gran propulsor del desarrollo de la región, bajo cuyo liderazgo fue fundada la Fundación de Apoyo al Suroeste (Fundasur) y la Universidad Católica Tecnológica de Barahona (UCATEBA), así como otros organismos del área social de la Diócesis de Barahona.

Monseñor Rivas Santos, considerado como un líder religioso “sin pelos en la lengua”, enfrentó el poder político de la región.

Era considerado un hombre “mano dura y claro cuando hablaba”, cuyo estilo resultaron como una valiosa ayuda para la Diócesis de reciente creación y que contribuyeron indudablemente con el desarrollo regional, fundamentalmente de la provincia Barahona.

Compartir:
  • 26
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •