Por Ramón Colombo/FOGARATE

Si ya no tiene representantes de las clases populares en sus órganos de dirección; si ya no tiene un estamento ideológico de izquierda, de derecha ni de nada; si ya no tiene aquellos círculos de estudios que en el pasado le garantizaban una militancia consciente y políticamente culta; si ya no tiene el pensamiento de Juan Bosch como bandera y reto a los demás partidos; si ya no cuenta con un liderazgo nacional moralmente incuestionable; si sus líderes ya no son más que mediocres especuladores…En fin, si ha perdido todo lo que tuvo en su ya remoto pasado, ¿con cuál “nueva luz” resurgirá ahora, según Danilo Medina, el PLD?