SANTO DOMINGO ESTE, RD.– La Oficina Nacional de Meteorología (Onamet) informó este lunes que la vaguada que continúa sobre nuestra área de pronostico seguirá generando lluvias.

Según Meteorología, desde las primeras horas del día se observan aguaceros en las provincias La Altagracia, El Seibo, Hato Mayor, San Pedro de Macorís, Samaná, María Trinidad Sánchez, Espaillat, La Vega y Monseñor Nouel.

Estas precipitaciones continuarán en las próximas horas, mientras disminuyen de manera gradual sobre estas áreas.

“En la tarde, -agrega- la vaguada dará lugar a otros incrementos de la nubosidad que dejarán aguaceros y tronadas hacia otros puntos en las regiones noreste, sureste, cordillera Central y Valle del Cibao que estarán presentes hasta finalizar la tarde”.

Durante la noche las precipitaciones volverán a ocurrir hacia poblados en la costa Atlántica del país, esperándose lluvias dispersas sobre Montecristi, Puerto Plata, Espaillat, entre otras.

Para mañana martes, 10 de enero, la vaguada continuará afectando las condiciones meteorológicas sobre el país, por tanto, continuaremos observando lluvias dispersas que serán más frecuentes durante la tarde hasta las primeras horas de la noche, hacia poblados ubicados en las regiones noreste, sureste, cordillera Central y Valle del Cibao Central.

El miércoles el viento estará transportando humedad hacia nuestro territorio que dejará lluvias dispersas y débiles sobre poblados en las regiones norte, noreste, sureste, cordillera Central y el Valle del Cibao.

Las temperaturas estarán ligeramente calurosas en el día, pero se tornarán agradables especialmente en la noche y madrugada, debido a la época del año (invierno), previéndose una mínima entre 6 °C y 12 °C en zonas de montañas como: Constanza, Jarabacoa, Hondo Valle, Polo, entre otras, pudiendo llegar a ser de -2 °C a 4 °C en zonas de mayor altura, como Valle Nuevo o el Pico Duarte.

La Onamet mantiene vigentes los alertas y avisos meteorológicos en ocho provincias debido a posibles inundaciones urbanas, crecidas de ríos, arroyos y cañadas, así como, deslizamiento de tierra.

Las provincias en alerta son Espaillat, Duarte, Hermanas Mirabal, El Gran Santo Domingo y San Pedro de Macorís. Mientras, en aviso se encuentran: María Trinidad Sánchez, Samaná y Hato Mayor.