RT

El Instituto de Periodismo Reynolds de EE.UU. otorgó a la agencia AP el máximo galardón de fotoperiodismo por una imagen que muestra el cadáver de una joven alemana-israelí asesinada el 7 de octubre de 2023 durante el ataque de Hamás contra Israel.

La decisión de la institución estadounidense ha causado indignación y algunos políticos la tildaron de «asquerosa».

Shani Louk, de 22 años, fue secuestrada y asesinada por militantes del movimiento palestino, quienes llevaron su cuerpo semidesnudo en la parte trasera de una camioneta.

El momento fue captado por un fotógrafo ‘freelance’ de AP y su trabajo le valió a la agencia el primer lugar en la categoría de ‘Historia de imagen en equipo del año’.

«Asqueroso», tuiteó al respecto el líder adjunto de la mayoría republicana en la Cámara de Representantes de EE.UU., Tom Emmer. «El Instituto de Periodismo Reynolds cree que una foto horrible del cadáver medio desnudo de Shani Louk es un trabajo premiado», agregó.

El exministro de Justicia de Irlanda, Alan Shatter, también se expresó de manera similar: «El premio publicitado a los demonios de Associated Press es una vergüenza total».

Mientras que el orador, educador e ‘influencer’ digital Hen Mazzig recordó que «las fotografías que muestran violencia y muerte pueden ser de interés periodístico o importantes cuando humanizan a los muertos o concientizan al público».

«La foto ‘ganadora’ no hace ninguna de las dos cosas; solo deshumaniza aún más a Shani, vuelve a traumatizar a su familia y legitima las acciones de Hamás bajo el pretexto de la neutralidad periodística», criticó Mazzig.